Prevención de la Diabetes Tipo 2 Mediante Alimentación y Ejercicio

En muchos países, la diabetes tipo 2 antes llamada diabetes de adultos está alcanzando proporciones epidémicas, incluso ha llegado a un número alarmante de adolescentes y adultos jóvenes, un grupo que parecía prácticamente inmune a la enfermedad hace sólo unas décadas atrás.

 

No hay ningún misterio detrás de este aumento en la incidencia, los científicos no necesitan explorar varias teorías o realizar experimentos para entender el problema, la razón de la lucha contra la diabetes es tan obvia como nuestro estilo de vida, en general, nuestras dietas, niveles de actividad y obesidad han tomado un giro insalubre y la diabetes tipo 2 es el precio que muchos terminan pagando.

 

La buena noticia es que con un cambio en su estilo de vida minimiza el riesgo de desarrollar diabetes, usted puede hacer frente a las tendencias mediante el ejercicio regular, comer una dieta bien equilibrada, y cuidar su peso.

 

De hecho, las personas con riesgo de diabetes tipo 2 pueden reducir a la mitad su riesgo de desarrollar la enfermedad mediante el ejercicio de alrededor de media hora al día y la adopción de una dieta baja en grasas, según estudios realizados.

 

Una alimentación sana es uno de los medios de prevención de la diabetes tipo 2

 

Los médicos están siendo adiestrados para aconsejar a los pacientes obesos, según una encuesta de Medicina Interna, sólo el 42 por ciento de los adultos con sobrepeso han sido informados por sus médicos o trabajadores de la salud para bajar de peso.

 

Esa es la razón por la cual los funcionarios gubernamentales de salud recomiendan que los médicos evalúen a los pacientes para determinar su Índice de Masa Corporal, si son obesos, deben hacer parte de su conversación de consejería de pérdida de peso, si usted está en alto riesgo de diabetes, los expertos recomiendan que usted pierda por lo menos 7 por ciento de su peso corporal.

 

Consulte con su médico, si tiene razones especiales para preocuparse por la diabetes, asegúrese de discutir el asunto con su médico, en particular, si ha estado haciendo ejercicio regularmente y comiendo bien durante meses, pero sigue teniendo un sobrepeso significativo, es una buena idea obtener un examen físico.

 

Pregúntele a su médico si puede ser resistente a la insulina o si tiene otra afección relacionada con la diabetes, hoy día un simple análisis de sangre puede detectar la diabetes o una tendencia hacia ella y la prueba a menudo se puede hacer en el consultorio del médico, la detección temprana de esta condición le da una gran oportunidad para resolverlo y mantener la diabetes a raya.

El ejercicio puede protegerlo del riesgo de diabetes tipo 2

 

Las personas que hicieron alrededor de 30 minutos de caminata u otro ejercicio de baja intensidad al día, junto con una dieta baja en grasa, perdieron un promedio de 5 a 7 por ciento de su peso corporal y redujeron sus posibilidades de desarrollar diabetes tipo 2 en un 58 por ciento, aquellos que recibieron tratamiento con la droga para la diabetes metformina, pero que no hicieron los cambios en su estilo de vida, redujeron su riesgo en sólo un 31 por ciento.

 

Un régimen de vida sana puede protegerle de la enfermedad que mata a más personas cada año que el cáncer de próstata y cáncer de mamas combinados, hacer ejercicio regularmente y la actividad física actúa contra la diabetes tipo 2 en su origen.

 

La enfermedad comienza cuando las células musculares pierden su sensibilidad a la insulina, la hormona pancreática que controla los niveles de azúcar en la sangre, por alguna razón, sus células musculares son mucho menos propensas a evitar la insulina si se mantienen en forma a través del ejercicio regular.

 

Si usted está en alto riesgo de diabetes, los expertos recomiendan aumentar su nivel de ejercicio a por lo menos 150 minutos de actividad moderada como caminar ciertas distancias por semana.

 

el mantenerse en forma puede ser la medida más importante para evitar la diabetes tipo 2, se hizo investigaciones donde pusieron 800 hombres cuya edad promedio era de 43 años a través de una prueba de ejercicio durante seis años, en donde los hombres que habían estado mal en la prueba de aptitud y ejercicio eran casi cuatro veces más probables que los que hicieron bien los ejercicios de demostrar los signos de la enfermedad, de hecho, los resultados del fitness resultó ser el mejor predictor de la diabetes, más revelador que la edad, la obesidad, la presión arterial alta, o incluso una historia familiar de la enfermedad.

Incorporar actividad fisica es una de las maneras de protegerse de la diabetes tipo 2

 

Si usted posee una conducta sedentaria ahora, encuentre las maneras de incorporar más actividad física en su vida cotidiana, comience suavemente, pero trate de conseguir por lo menos 30 minutos al día de ejercicio moderado.

 

Coma una dieta saludable y equilibrada, la dieta típica parece hecha a la medida para promover la diabetes tipo 2, según estudios los hombres y mujeres que comen grandes cantidades de azúcares simples pero poca fibra tienen más del doble de probabilidades de desarrollar la enfermedad que las personas que siguen dietas altas en fibra y bajas en azúcar.

 

Varios estudios han encontrado que las personas con deficiencia de glucosa o lo que es lo mismo azúcar, la tolerancia una señal de alerta temprana de la diabetes, son mucho más propensos a convertirse en diabéticos si comen grandes cantidades de grasa saturada, usted puede permanecer en el lado correcto de estos hallazgos apegándose a una dieta baja en grasa y que sea rica en frutas, verduras y granos enteros.

 

Evite el exceso de peso, es lógico que las personas obesas sean particularmente propensas a la diabetes tipo 2, después de todo, los kilos de más son a menudo un signo de que una persona no está haciendo suficiente ejercicio o no hace la elección correcta de alimentos saludables.

 

Sin embargo, este punto va más allá de lo obvio: estudios recientes han encontrado que la obesidad juega un papel activo en el inicio de la diabetes, la grasa corporal adicional, especialmente alrededor de la sección media, puede estimular la enfermedad al hacer que las células respondan menos a la insulina y al ralentizar la producción de la hormona, si puede mantenerse equilibrado a través de la dieta y el ejercicio, estará luchando contra la diabetes en tres frentes.